¿Qué hacer con el tiempo libre y cómo buscarlo ?

Disfrutando de un paseo en selva de Tambopata - Perú


¿NECESITAS TIEMPO LIBRE POR QUÉ Y PARA QUÉ?: ¿UNA INVERSIÓN?

Me contaba una buena amiga que desde niña sus padres le enseñaron a disfrutar de su tiempo libre, dedicándose íntegramente a hacer lo que deseaba. Tenía un conjunto de preferencias y, el solo hecho de saber que se acercaba el momento de complacerse, la hacía sentir muy animada durante la semana.


En diferentes ocasiones escuchamos y cada vez más a menudo, que casi nadie cuenta con tiempo extra para realizar otras actividades distintas a las de rutina, así: el trabajo que al paso del tiempo se ha ido haciendo más absorbente para varones y mujeres, el cuidado de los hijos especialmente cuando son pequeños es uno de los temas que se adiciona al anterior, entre otros.

Sin embargo, muchos estudiosos de la vida moderna y de la calidad de vida, señalan que todos debidamente convencidos de las grandes ventajas del ocio y del tiempo libre deberíamos bajar los niveles de exigencia y presiones en relación a las obligaciones y procurarnos más espacios para cada quién y los suyos. Pues si deseamos y nos proponemos, podemos obsequiarnos un tiempo libre.
En ese espacio podemos realizar diversas actividades que además de ocasionarnos disfrute, sosiego, alegría, nos permitan seguir aprendiendo, y evitar otros problemas, riesgos y enfermedades muy difíciles de superar: estrés, tensión ansiedad, y depresión. Estados emocionales que muchas veces alteran la vida normal de quien lo porta y de su entorno. También, mucha gente que no es orientada a utilizar adecuadamente el ocio o su tiempo libre, puede dedicarse al vicio y a llevar una vida socialmente reprobable.


Compartir el tiempo libre ayuda una mejor socialización de las personas, nos hace más tolerantes, comunicativos, nos humaniza más y nos hace más productivos. Por ello, las sociedades preocupadas por el bienestar de todos sus habitantes, consideran que es un derecho de cada persona tener y disfrutar del tiempo libre y la recreación.
Actualmente, se habla de una mejora en la calidad de vida de las personas, las familias y los pueblos y es que, en la medida que se disponga de un tiempo reparador, de ocio, de recreación, saliendo de la rutina, sabremos que tenemos un mejor país.


No pensemos que los momentos libres o de ocio, significan no hacer nada, entendamos que tiene que ver con hacer las cosas que nos agrada, que produce, placer y otros sentimientos positivos.


Veamos algunas de estas actividades:
· Lo más aconsejable será tener en cuenta cuál es el tiempo libre del que dispondremos para elegir algunas de las cosas que más nos encantaría hacer.


· Durante el día podemos darnos breves espacios entre el desarrollo de una y otra actividad o al final de las que son imprescindible hacerla. Un espacio para leer la novela que tanto deseabas hacerlo, el artículo que hace días quedo pendiente de lectura, escuchar tu música favorita, mirar tu programa de tv, leer el periódico o una revista, preparar un postrecillo aquel que hace días deseas servirte, engreírte tomando un delicioso y aromático café, dormir un poco, meditar, contemplar las flores, el ocaso, ver el mar, tomar un baño reparador, o hacer ejercicios etc, pero, sin tener que sentirte mal por ofrecerte esos momentos y sí, sintiéndote contenta, y complacida.


· Si disponemos de un mayor tiempo, entonces podemos ir pensando anticipadamente en lo que vamos a hacer. Es probable que podamos compartir con otros la recreación. Estaba pensando en la posibilidad de salir de vacaciones – según disponibilidad - hacia lugares que siempre hemos deseado conocer, dependiendo si lo que te motiva es conocer lugares históricos, disfrutar de la naturaleza, visitar familiares etc.


También puedes tomar tus días libres para asistir a un curso que siempre deseaste hacerlo, o lo que suele ser frecuente, dedicarte a hacer algunos arreglos en casa, especialmente en el jardín, arreglar tu biblioteca, organizar tu ropero en fin, mil y más actividades que te pueden regocijar el espíritu y renovarte para volver con mucho entusiasmo a tus labores cotidianas y desde ya alistarte a esperar otros momentos gratificantes.
Debemos pensar que es indispensable para la salud mental y corporal hacer una pausa en nuestras obligaciones e invertir en nosotros. Si hacemos esto estaremos gozando de nuestra existencia y estaremos trabajando para tener una mejor calidad de vida.


Antiguamente nuestros abuelos que tanto se esforzaron por hacer de este mundo algo mejor, solían decir que gozarían del tiempo libre en los años de senectud, al concluir con la jornada laboral, y con las preocupaciones hogareñas, es decir cuando los hijos partían de casa. Nada menos cierto, pues imposible asegurar que al concluir todo este tramo de vida, estemos gozando de vitalidad para dedicarnos enteramente al disfrute. En otras palabras, el tiempo libre no debe posponerse de ninguna manera y ni ser algo secundario a la vida humana. Este puede ser el gran momento para regalarte unos minutos de tiempo libre, lo mereces verdad?



Desde este lado de la mágica bruma,

Tus amigas de

MUJER HOY